X Alfonso, una «fábrica del arte»

fotosdlahabana

Equipo de Fotos de La Habana. Integrado por historiadores, periodistas y profesores.

septiembre 13, 2021

Si alguien en Cuba ha sabido y podido (que a se sabe y no se puede) combinar el arte con los negocios y hacer del arte un negocio y del negocio un arte, ha sido X Alfonso, ¿o es Equis Alfonso?, que de las dos formas se ha visto escrito… aunque en su página oficial de FB y en casi todo material publicitario se llama a sí mismo «X».

Nació un 13 de septiembre de 1973 y a los seis años de edad comenzó a estudiar música en la Escuela Elemental que lleva el nombre de otro gran pianista, Manuel Saumell.

Graduado de la Escuela Nacional de Arte (ENA) en 1990, con un talento innato para el piano, ese mismo año se integró como tecladista al grupo Síntesis, a la vez que, paralelamente, acompañaba con ese instrumento a músicos destacadísimos como Bobby Carcassés, Descemer Bueno o Carlos Varela.

En 1992, X Alfonso creó el grupo Rock Habana, con el que intervino en varios festivales de Jazz Plaza y en el cual dejó demostrada su versatilidad al pasar del teclado al bajo.

X Alfonso – Compositor

Su trabajo como compositor nunca ha estado a la zaga de su labor como músico:

Ya en 2002 fue nominado al Grammy Latino (repetiría en varias ocasiones a lo largo de su carrera) y ganó el Premio Cuba disco en la categoría de hip – hop, éxito que repitiría en 2005 con su disco Civilización que se llevaría el Gran Premio.

Junto a su padre Carlos, X Alfonso creó la banda sonora de la película María Antonia, del director Sergio Giral, y en la cual se consagraría como actriz Alina Rodríguez. Esta banda sonora resultaría la ganadora de su categoría en el XVII Festival del Nuevo Cine Latinoamericano en el año 2000.

X compondría, también para el cine, la banda sonora de «Miel para Ochún» (2001) del director Humberto Solás, protagonizada por Jorge Perugorría e Isabel Santos y que recogiera múltiples lauros en el extranjero; «Tres veces dos» (2003), de Pavel Giroud; «Habana Blues» (2005), de Benito Zambrano, por la que recibiría un Goya a la mejor música original; «Personal belongins» (2007), de Alejandro Brugués; «Ciudad en Rojo» (2009), de Rebeca Chávez y «Vestido de novia» (2014), de Marilyn Solaya, entre otros.

En 2016, X Alfonso armó «La Flota», junto a David Blanco, un grupo de rock del que formaban parte, además, David y Ernesto Blanco y con el que se presentó en los festivales Havana World Music y SXSW.

La Fábrica del Arte

El documental «Sin título», con el que X Alfonso se estrenó como director en 2009, le brindó la oportunidad de explorar a fondo las necesidades y aspiraciones de los artistas cubanos de las más diversas manifestaciones.

Fue entonces que surgió la idea de la Fábrica del Arte Cubano (FAC), que el mismo creador definiera como un «movimiento cultural contemporáneo de vanguardia» y que se presenta como:

«Un gran laboratorio de creación interdisciplinario que expone lo mejor del arte contemporáneo de Cuba, con un marcado enfoque social y comunitario»

Tras conseguir todas las autorizaciones y permisos pertinentes, que en Cuba nunca son fáciles cuando de emprendimientos se trata, la Fábrica de X Alfonso consiguió arrancar en 2010; primero en Pabexpo, y a partir del 13 de febrero de 2014, en la antigua fábrica de aceite El Cocinero del Vedado, que le fueea cedida por el extinto Ministerio de la Pesca al Ministerio de Cultura.


Fábrica del Arte de X Alfonso Vedado

La Fábrica del Arte (FAC) uno de los espacios más populares de La Habana. Funciona en una antigua fábrica de aceite comestible en el Vedado.


La Fábrica del Arte ha devenido en uno de los espacios más populares de La Habana, imperdible para todos aquellos que visitan la ciudad y ha ganado un enorme prestigio por la calidad de sus propuestas. En 2019 la revista Time la incluyó en su Guía Anual de los 100 mejores lugares del mundo a visitar.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te podrían interesar…

Pin It on Pinterest