Vedado Clásico: Casa de Tomás Benítez León (calle 17, No. 510)

Benito German Peña Galvez

Habanero de nacimiento y amante de la arquitectura de su ciudad. Estudió Ingeniería Mecánica en la CUJAE.

abril 23, 2021

La bella mansión de la calle 17, No. 510 esquina a D, en el Vedado, perteneciente al Instituto de Endocrinología (Centro de Atención al Paciente Diabético) fue construida a fines de los años 1910 para residencia familiar del español Tomás Benítez León, su esposa Felina González y sus hijos Tomas, Eduardo e Ignacio.

Tomás Benítez León

Desde los primeros años republicanos, Tomás Benítez León fue propietario de un próspero almacén de tabaco en rama ubicado en la calle San José, No. 115 (actual No. 923) entre Aramburu y Soledad, y que mantuvo en la propiedad familiar, a través de sus hijos, hasta fines de los años 50.

Tomás Benítez León logró sobrevivir al embate del crack del 21, fundando su propia marca comercial «Tomás Habana» que diversificó, además del almacén de tabaco, en una casa comercializadora de variadas producciones de fábricas de papel de cigarros, fibra de guana, hilos de majagua, tejidos de raffia (especie de palma), miel de abejas, cera, arpilleras (para lonas y sacos), tejidos, calzado, pieles, cueros, maquinarias, bombillos eléctricos, loza, cristales, cemento y tejas, cuyas oficinas radicaron en la calle Monte No. 15 esquina Cárdenas.


Centro de Atención al Paciente Diabético, adscrito al Instituto de Endocrinología (antigua casa de Tomás Benítez León)

El Centro de Atención al Paciente Diabético, adscrito al Instituto de Endocrinología se creó en 1972 y fue el primero de su tipo en Latinoamérica. Sirve de Centro Nacional de Referencis para la integración de los servicios y la atención integral al paciente Diabético (CCDM – OMS – OPS – Habana)

Sus funciones principales son la investigación, la docencia y la atención médica especializada. También brinda un servicio ambulatorio de centro diurno (ingreso de día por una o dos semanas para clases teórico prácticas y ajuste de control metabólico entre otras).

El Centro de Atención al Paciente Diabético de La Habana busca conocer la magnitud del problema que representa la diabetes en Cuba, disminuir su morbilidad, mejorar la calidad de vida de los enfermos y especialmente la mortalidad, a través de la educación diabetológica de pacientes, familiares, personal de la salud y población en general.


0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te podrían interesar…

Pin It on Pinterest