Vedado elegante F 160 casa de Vidal Morales

Benito German Peña Galvez

Habanero de nacimiento y amante de la arquitectura de su ciudad. Estudió Ingeniería Mecánica en la CUJAE.

Ubicada en la calle F, No. 160, esquina a 9, en el Vedado de La Habana, la Casa de Vidal Morales fue un proyecto de la firma «Morales y Compañía» de los hermanos Luis y Leonardo Morales Pedroso.

Se construyó a finales de la década de 1910 para residencia familiar del abogado Vidal Morales y Flores de Apodaca y su esposa Maria Antonia Calvo y Herrera.

Vidal Morales y Flores de Apodaca era nieto materno de Manuel Rafael Recio de Morales y Sotolongo, IV Marqués de la Real Proclamación y II Marqués de la Real Campiña. Entre 1910 y 1912 fue senador de la República de Cuba y también presidió la poderosa Sociedad de Hacendados de Cuba.

En 1917 fundó en sociedad el central Occidente en Quivicán. También fue miembro directivo de la «Compañía Constructora de La Habana» que fundara en 1916, el luego ministro de Instrucción del gobierno de Gerardo Machado, Octavio Averhoff Plá.

En 1913 se involucró, junto al general del Ejército Libertador Ernesto Asbert y Eugenio Arias en el violento incidente en que resultó muerto a tiros en el costado del Paseo del Prado, el también general del Ejército Libertador, Armando de la Riva, jefe de la Policía.

El padre de Vidal Morales fue el eminente intelectual, abogado y biógrafo Vidal Morales Morales, quien realizó significativos aportes en el campo de la investigación científico – jurídica de finales del siglo XIX y principios del XX. Este era, a la vez, sobrino del patriota y Padre de la Bibliografía cubana, Don Antonio Bachiller y Morales; y medio hermano de Miguel Recio y Morales Calvo, VIII Marqués de Casa Villa Siciliana.

Por su parte, Doña María Antonia Calvo y Herrera era nieta de Ignacio Herrera y O’Farrill, II Marqués de Almendares y, a la muerte de su esposo a mediados de 1920, vendió el central Occidente debido a las pérdidas que le ocasionó el ciclón del 26, aunque luego lo recompró en 1939.

Su hija, Mercedes Morales Calvo, vivió siempre en la mansión de la calle F (su hermana María Antonia se había casado con Rosendo Espí Arteaga, sobrino y secretario del cardenal Manuel Arteaga y vivían en Calzada y B).

Mercedes Morales se casó en 1930 con el abogado, José María Chacón Carbonell, quien dirigiera el central Occidente hasta la década de 1950 en que murió.

En la actualidad la antigua Casa de Vidal Morales en la calle F, No. 160, pertenece al Ministerio de Justicia.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te podrían interesar…

Pin It on Pinterest