Gina Pellón, la paleta del trópico en el corazón del mundo*

fotosdlahabana

Equipo de Fotos de La Habana. Integrado por historiadores, periodistas y profesores.
gina-pellon-portada

Gina Pellón desafiaba los límites de su diminuta estatura llenando de colores vigorosos los lienzos de 2 metros y medio por dos metros y medio que eran el medio habitual de su obra pictórica. De un marcado corte expresionista, los colores vibrantes y explosivos primaban en sus cuadros sobre las formas sin llegar a devorarlas.

Ahí radicaba la magia de su arte, en conseguir una fluidez natural, donde ningún recurso resultase ficticio ni artificial, esta gracia hacía que su obra resultase siempre fresca como una ráfaga de viento que inunda de calidez una habitación inhóspita al abrir la ventana, largamente cerrada.

Gina Pellón, la fiesta de los colores

Esta pintora nacida en Cumanayagua (antigua provincia de Las Villas, hoy Cienfuegos) un 26 de diciembre de 1926, ciudad cercana al macizo montañoso Guamuhaya (o Escambray) se dedicó toda su vida a la pintura.

Decía en tono de broma que pintó desde que nació, incapaz de resaltar un momento en específico que marcase esa primera toma de contacto con los pinceles.

gina pellón de joven

Como si fuese su segundo idioma; a su talento también sumó el perfecto dominio de la técnica y en espíritu de trabajo constante que la llevaba a trabajar en varios cuadros simultáneamente.

Se trasladó a La Habana siendo una jovencita, allí estudió en la Academia San Alejandro en un momento en que las vanguardias pictóricas cubanas pululaban constantemente por los pasillos del edificio junto a los grandes referentes de la época que realizaban conferencias en la ciudad.

En 1954 se graduó de esta academia y comenzó a dar clases de arte durante tres años en el Instituto Politécnico del Vedado ayudando a los niños y jóvenes a alcanzar su particular modo de expresión.

París

Llegó a París por apenas tres meses pero no quiso volver a una Cuba convulsa, y aunque en un principio pintaba en un pequeño estudio no se arrepintió de la decisión tomada. La fortuna quiso que aquel pequeño estudio, sin apenas espacio para secar los cuadros, fuese la razón por la cual se vio obligada a secarlos en el garaje, a plena vista del público y bajo el sol. Un día un miembro de la galería CoBrA Group (Acrónimo a partir de las capitales de donde eran los miembros fundadores del grupo «Copenhaguen, Bruselas, Amsterdam«) que pasó y se detuvo ante ellos.

el espectaculo va a empezar gina pellon
El espectáculo va a empezar-Gina Pellón

Aquellos impactantes trazos le habían llamado la atención, la llamaron y ella dudó que fuese cierto pero los invitó a pasar a su Atelier y tras ese primer contacto de Gina Pellón con esta galería danesa, que promovió a tantos artistas cubanos y caribeños, seguiría una unión entre ambos que duraría hasta el final de su vida.

Gina, simplemente, Gina

Gina tenía un carácter deshinbido y alegre, según reflejan quienes la conocieron y eso se traslada a su obra. La presencia de colores más tropicales en algunas composiciones choca con otros más oscuros y de rasgos más introspectivos en otras. Su predilección por pintar mujeres la explica ella misma con una sonrisa «quizás son autorretratos, no sé«.

al carnaval me voy 2014 gina pellón
Al carnaval me voy-2014. Obra de Gina Pellón fechada en el mismo año de su fallecimiento, el colorido y el título nos recuerdan la increíble resiliencia de esta excepcional artista

Curiosa para nombrar sus cuadros les daba un nombre mientras los iba pintando «la haragana» a una muchacha tumbada ante una ventana, «la niña con el pollito«, «la princesa barata«, «niña buena«, «joven chica» que luego les dejaba, el poder de su trabajo estaba en el contenido, ella lo sabía y por eso construía con sus cuadros un diálogo propio, profundo y convergente, lleno de ternura e intimidad.

¿Pintura cubana a la europea o pintura europea a la cubana?

Tuvo que salir de Cuba en 1959 y dejó a gran parte de su familia en la isla. Se estableció en París y desde la ciudad de la Luz comenzó a inundar otras ciudades con la calidez de su obra, llegando a realizar la asombrosa cantidad de más 50 exposiciones personales (prácticamente una por año) y múltiples exposiciones colectivas.

la ley del más fuerte gina pellón
La ley del más fuerte-Gina Pellón

La primera de ellas fue en 1960 en la Klute Gallery de Lucerna (Suiza). Artista reconocidísima en Dinamarca, por la fuerza de sus cuadros y la alegría latente que rompían con todos los movimientos existentes en los países nórdicos, también fue bien recibida en Venezuela, Miami y, por supuesto, París donde además se volvió en miembro fundamental de la comunidad cubana por su disposición a acoger a múltiples compatriotas a su llegada a esta ciudad.

Artista universal

Incorporó la poesía, la litografía y el grabado en algunas de sus exposiciones. El expresionismo latente en su obra se nutría además del surrealismo, el arte primitivo (o naif) y de un folklore propio que ella fue enriqueciendo a lo largo de su carrera. Todo esto visto a través de los ojos y las manos de una artista, que pese a residir más de 55 años en París, podemos definir como eminentemente cubana.

el juego del arcoiris gina pellón
El juego del arcoíris-Gina Pellón

Nada mejor para terminar este pequeño artículo dedicado a la excepcional artista plástica, que fallecía un 26 de marzo de 2014 en su amada París, que recordar estas palabras que dijo en 1997: cuando un artista abandona su país, se separa de sus fronteras, pero conserva un horizonte familiar. El mío continua siendo cubano, pese a que he viajado por el mundo tres veces. Vivo felizmente en París porque he sido bien recibida y porque para mí esta ciudad es el corazón del mundo.

0 comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Efemérides de marzo - La Habana - Fotos de La Habana - […] 2014 – Muere en Francia la pintora cubana Gina Pellón […]

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te podrían interesar…

Pin It on Pinterest